Fuente: trikooba.com

Las autoridades de Abu Dhabi han desplegado cámaras de reconocimiento facial en los centros comerciales, e incluso en áreas residenciales, con la justificación de que pueden «detectar COVID-19».

“La tecnología supuestamente detecta el virus a través de ondas electromagnéticas, que idealmente cambian debido a la presencia de partículas de ARN en el cuerpo de una persona infectada”, informa Reclaim the Net.

El gobierno afirma que una prueba de la tecnología que involucró a 20,000 participantes logró un alto grado de efectividad y tiene una precisión del 93.5% en la identificación de individuos infectados.

Según el Instituto de Investigación EDE, que creó la tecnología, “el sistema de escaneo EDE se utilizará en los centros comerciales, como parte de las pruebas en algunas áreas residenciales y puntos de entrada terrestres y aéreos, como parte de los esfuerzos para mejorar las medidas de precaución y frenar la propagación de Covid-19 al establecer una zona segura «.

Este es otro ejemplo más de cómo los gobiernos han aprovechado la pandemia para hacer avanzar rápidamente un estado policial de bioseguridad con el pretexto de detener la propagación del virus, expresa el compañero Joseph Watson de Summit News.

Pincha aquí para despertar