Fuente: Ejército Remanente

Una comisión de investigación ha sido constituida como resultado de este experimento. A la espera de sus resultados, se ruega no sacar conclusiones definitivas. Este es un mensaje de la asociación European Forum vaccine vigilance.

Te invito a que te tomes muy en serio la historia de las vacunas magnetizadas. No se trata de una broma, ni de una conspiración. Es simplemente trágico.

Encontrarás más abajo un estudio que ha sido realizado sobre personas que se acababan de vacunar. Como verás, este microestudio confirmará la presencia de un campo magnético. Los investigadores detuvieron el experimento a causa del susto que experimentaron las “cobayas” al descubrir la magnetización de sus brazos. Este experimento fue realizado por la Asociación European Forum for Vaccine (SITIO AQUÍ), que ha tenido la amabilidad de poner este estudio a nuestra disposición.

Informes de la encuesta:

*en francés:

etude-sur-lattraction-magnetisme

*en inglés:

2021-06-06-esvv-study-on-electromagnetism-of-vaccinated-persons-in-luxembourg-amar-goudjil

Esta web francesa lleva otra línea investigación distinta a la española para dar explicación al magnetismo de las personas vacunadas:

Antes de dejarles leer el informe de la investigación, les voy a dar unas capturas de pantalla de una empresa que reúne todas las condiciones para fabricar y suministrar nanomaterial magnetizado.

El sitio de Acro Biosystems es un fabricante y proveedor de lo que parece ser nanoperlas magnéticas que se acoplan a la proteína Espiga del Sars Cov2. ¡Puedes ver arriba que hay diferentes modelos de lo que llaman Magnetic Beads! (ver detalles de uno de los modelos al final de la página).

Si los fabrican, es que tienen clientes que los quieren. Esta empresa vende tesoros a los fabricantes de vacunas. Así, encontrarás, entre otras cosas:

¿Los vacunados están realmente magnetizados? Experimento y suministro de espiga acoplada a perlas magnéticas.¿Los vacunados están realmente magnetizados? Experimento y suministro de espiga acoplada a perlas magnéticas.

Le alegrará saber que estas empresas de proteínas emplean a 100.000 científicos en 60 países. Y tienen 5.000 clientes.

ESTUDIO SOBRE EL ELECTROMAGNETISMO DE LAS PERSONAS VACUNADAS EN LUXEMBURGO

Síntesis y conclusión del estudio de encuesta realizado por la  asociación European Forum for Vaccine Vigilance

Mamer, 06 de junio de 2021.

Desde hace unos meses, cientos de vídeos de aficionados han aparecido por todas las redes sociales mostrando a personas que se han vuelto visiblemente electromagnéticas tras la vacunación. En cualquier caso, esto es lo que podemos observar.

Después de que numerosas preguntas hayan sido formuladas por varios de nuestros miembros sobre este “supuesto” efecto electromagnético que aparece en los sujetos vacunados, nuestra asociación decidió interesarse concretamente por este tema tan intrigante.

¿Es este efecto real o es sólo una elucubración?

Esta encuesta con carácter estadístico y sociológico en torno sobre este efecto de electromagnetismo “supuesto”, que es el objeto de estudio de este artículo, plantea al menos tres cuestiones importantes:

1.¿Es cierto que la gente presenta un efecto de electromagnetismo después de la vacunación?

2.Si es así, ¿es cierto que sólo los individuos vacunados presentan este efecto?

3.¿Qué es lo que realmente se inyecta a los individuos bajo la etiqueta de vacuna que podría causar este efecto?

Para tratar de responder a estas preguntas, la encuesta ha sido confiada a uno de los miembros de la asociación. Se trata de la persona encargada de tratar las cuestiones demográficas y sociológicas.

Presentación de los parámetros de la encuesta:

Con el fin de una mayor rapidez en el proceso, se decidió:

*Interrogar a un grupo de 200 individuos residentes o que trabajan en Luxemburgo.

*Que este grupo será dividido en 2 grupos: el primero estará compuesto por 100 individuos vacunados en Luxemburgo y el segundo por 100 individuos no vacunados a efectos de comparación.

*Que cada uno de estos grupos se componga de 50 mujeres y 50 hombres.

*Que sólo los individuos activos serían escogidos para participar en el estudio debido al hecho de que que están mucho más condicionados a vacunarse que los inactivos.

*Que el lugar del estudio sería el centro comercial Belle-Étoile y la ruta de Arlon en Strassen.

*Que las variables retenidas serían, por tanto, el sexo, la edad, la profesión, el número de inyecciones, el origen farmacéutico de las inyecciones, la fecha de las inyecciones, la atracción magnética, la emisión-recepción de un campo eléctrico y la ciudad del lugar de residencia del encuestado.

Nota: También hay que precisar que por razones de practicidad, sólo las personas que lleven ropa de manga corta o sin mangas serán entrevistadas.

Presentación del método de aproximación y realización de la encuesta:

*El entrevistador se presenta a los individuos, presenta la asociación y luego presenta la encuesta:

“Hola señora o señor, le pido disculpas por molestarle pero me llamo Amar, trabajo para la asociación European Forum for Vaccine Vigilance (EFVV) y actualmente estoy realizando una encuesta estadística y anónima sobre las personas vacunadas y no vacunadas que viven en Luxemburgo” . Se trata de una encuesta que requiere informaciones que estipula que las personas vacunadas podrían presentar efectos electromagnéticos y nosotros, en la EFVV, queremos comprobar si esta es la realidad observada.”

El encuestador pregunta después a los encuestados si están dispuestos a participar en la encuesta de forma voluntaria.

“¿Tendrías unos minutos disponibles por favor y que si te interesaría participar estar  en nuestra encuesta? “.

*A continuación, el encuestador explica a los entrevistados los propósitos de la encuesta e introduce a los individuos en el núcleo del tema presentándoles un imán que adhiere, por efecto magnético, a un objeto metálico (poste, coche, etc.). A continuación, explica a los entrevistados que los imanes no se adhieren a los seres humanos y que sólo se adhieren a los objetos metálicos, pero que habíamos recibido información en la que se afirmaba que las personas vacunadas generaban una atracción hacia el imán precisamente porque habían sido vacunadas.

*El encuestador pregunta entonces al encuestado si está dispuesto a participar en el juego y a aplicarse el imán en el hombro, donde le han inyectado.

Cuando el imán se adhiere a la piel sobre el hombro, el entrevistador pide entonces a la persona que pegue el imán en el otro hombro para averiguar si la adhesión no se explica por una concentración local de hierro (implante, efecto de la inyección, etc.).

*A continuación, el entrevistador pregunta al encuestado si está dispuesto a que se le coloque un detector de campo magnético (marca Meterk, modelo MK54) en los hombros, explicándole que también se ha informado a nuestra asociación de que las personas vacunadas son también generadoras de campos eléctricos.

*El entrevistador continúa la conversación y sigue respondiendo, en la medida de lo posible, a los encuestados que se interesan por el experimento que se está realizando y por los resultados de la encuesta.

Presentación resumida de los resultados de la semana de estudio del 1 al 5 de junio de 2021:

*Sólo 30 personas vacunadas y 30 no vacunadas fueron finalmente entrevistadas, mientras que el objetivo era entrevistar a 100 para el primer grupo y a 100 para el segundo.

*La condición de la distribución por género fue respetada. En cada grupo se entrevistó a 15 mujeres y 15 hombres.

En el grupo de no vacunados, de los 30 individuos entrevistados, el número de personas que mostraron atracción por el imán fue 0 (cero). Por lo tanto, el experimento se detuvo aquí para este grupo.

En el grupo vacunado, en cambio, de los 30 individuos entrevistados, 29 mostraron una atracción por el imán. Es decir, el imán se adhirió a su piel sin dificultad. Todos ellos fueron vacunados en un vacunódromo.

NB: La persona número 30, que no presentó una adhesión al imán, no fue vacunada en el vacunódromo como todas las demás. Fue vacunada por una enfermera con la que trabaja desde hace muchos años.

*De estos 29 individuos, 22 tienen el imán que se adhiere en un solo hombro y sólo en la zona de la inyección. Estas 22 personas son las que recibieron sólo una inyección.

Las otras 7 personas de este grupo tienen el imán adherido en ambos hombros.

*En este grupo, llamado los vacunados, que viven o trabajan en Luxemburgo, parece que :

*17 recibieron al menos una inyección de Pfizer

*7 recibieron al menos una inyección de Astra Zeneca

*3 recibieron al menos una inyección de Moderna

*3 recibieron al menos una inyección única de Johnson & Johnson

*6 recibieron ambas inyecciones de Pfizer

*1 recibió las dos inyecciones del laboratorio Astra Zeneca

*1 recibió las dos inyecciones de Moderna

*2 de los individuos de este grupo, una enfermera que trabajaba en el CHL y que fue una de las primeras en vacunarse, y un analista financiero, presentaron emisiones de campo eléctrico totalmente anormales. En el caso de la enfermera, se realizó incluso un vídeo en el que se mostraban los valores emitidos por el detector en las proximidades de su hombro izquierdo. Para el analista, los valores emitidos por el detector eran aproximadamente los mismos, pero el individuo terminó bruscamente su participación debido al pánico.

*De las 30 personas entrevistadas que forman parte del grupo vacunado, 29 viven o trabajan en Strassen. Sólo 1 vive en Metz pero trabaja en Strassen.

*Parece que las personas que fueron vacunadas anteriormente en el programa de vacunación del gobierno son mucho más electromagnéticas que las que fueron vacunadas más recientemente. El imán se adhiere más rápido y se mantiene mucho mejor que en las personas recién vacunadas.

*Habría que tomar medidas más precisas en relación con este último resultado.

Observación: Como el ejercicio era totalmente desestabilizador para las personas entrevistadas, en ningún momento se les pidió que aplicaran el imán en otra zona que no fueran los hombros. Hubiera sido muy interesante saber si el imán también se adhiere al cuello, al pecho, a la frente o a las piernas, así como saber si otros objetos como cucharas, tijeras y smartphones también se adhieren. Esto no es factible en las zonas públicas.

Conclusión:

*Parece ser que los individuos vacunados sí emiten un campo electromagnético, y que cuanto más temprano los individuos han sido vacunados, más fuerte es el campo que emiten. Esta sensación y valoración, que se basa únicamente en la experiencia táctil al aplicar y retirar el imán del hombro, debería verificarse con mucha más precisión, en un mayor número de personas y con un equipo mucho más preciso.

*Fue extremadamente difícil encontrar personas dispuestas a participar en este experimento bastante desestabilizador.

*Los individuos se interesan por el experimento por curiosidad y luego, cuando ven que el imán se adhiere a su piel, se vuelven dudosos al principio y, de repente, se vuelven fríos. Algunos de ellos incluso se ponen muy nerviosos, por no decir que parecen estar completamente en shock.

*Las personas se preguntan realmente cómo es posible que un imán se pegue a la piel con la misma facilidad con la que se pega a un poste metálico.

*Piden explicaciones y el investigador les asegura que debe haber una explicación física o biológica. Se les remite de nuevo al médico que les aconsejó la inyección para la comprensión.

*Una señora incluso lloró y dijo que no quería vacunarse pero que su empleador la obligó a hacerlo con el pretexto de que trabaja en contacto con clientes.

*En las discusiones se puso de manifiesto que la gente ni siquiera se vacuna por razones médicas o sanitarias, ni por convicción o miedo a la enfermedad, sino más bien con la esperanza de volver a llevar una vida normal y poder viajar libremente de nuevo.

*Durante las discusiones, la gente expresó claramente su consternación, diciendo después que fueron tomados como rehenes en un engranaje político y psicosocial. Muchos reconocieron que esta inyección no fue consentida y que en ningún momento se les dieron explicaciones racionales (según el Convenio de Oviedo), es decir, una aclaración de la relación beneficio-riesgo e información explícita sobre la composición de los viales utilizados para las inyecciones. A continuación, califican, tras la reflexión y el debate, este acto como : “terror, locura, fuga, solución o incluso chantaje”.

Estas fueron las palabras que surgieron muy a menudo en los testimonios y en las notas.

Convendría también, llevar a cabo una encuesta  psicosocial mucho más profunda sobre las motivaciones reales que llevaron a estos vacunados a aceptar ser inyectados. Lo ideal es grabar y filmar todas las conversaciones, entrevistas e intercambios espontáneos con los vacunados, para luego analizarlos.

*La investigación se detuvo por razones de conciencia y moralidad porque el investigador no podía seguir soportando la impotencia de las personas cuyos rostros se petrificaban al darse cuenta de que les habían inyectado una sustancia de la que no sabían nada.

*El investigador, que ha estudiado técnicas de gestión y psicosociología en el pasado, se siente muy incómodo con estas personas que se preguntan sobre lo que les ocurre.

La gente se ponía pálida, blanca, nerviosa. Se llevan una mano a la frente o se cruzan de brazos mordiendo el labio inferior. A algunos les sudan las manos, ya que se les ve limpiándoselas en las caderas o en los muslos.

Estos efectos y expresiones suelen producirse en estados de ansiedad, estrés extremo o tensión realmente palpable y medible.

Para los entrevistados, estas manifestaciones físicas incontroladas son indicativas de un profundo malestar cuando se dan cuenta después de que probablemente han cometido un acto irreparable.

El acto de la vacunación es, por supuesto, un acto irreversible.

En resumen:

A la pregunta, ¿es cierto que las personas muestran un efecto electromagnético después de haberse sometido al menos a una vacuna? La respuesta es afirmativa. De hecho, los individuos se convierten en electromagnéticos en la zona de inyección, como mínimo.

A la pregunta, ¿qué se inyecta a los individuos que causa este efecto?

Respondemos que son los gobiernos y las autoridades responsables de la salud pública y de la salud de los luxemburgueses los que deben responder a esta pregunta porque son ellos los que, anticipadamente, tomaron la pesada decisión de “vacunar” a poblaciones sanas con “vacunas” aún en fase experimental y de las que, durante los ensayos clínicos, murieron todos los hámsters.

No vamos a responder aquí de la responsabilidad de las distintas partes, pero lo cierto es que si las nanopartículas superparamagnéticas (perlas magnéticas) han entrado en la composición de estas supuestas vacunas, de forma experimental o por la razón que sea, cuando hasta ahora estaban reservadas únicamente a las terapias anticancerígenas, es urgente pedir una aclaración, cuanto antes, a los laboratorios farmacéuticos y a las autoridades sanitarias, que han dado su autorización para la comercialización de estas inyecciones.

Corresponde ahora a los toxicólogos y a los farmacólogos descubrir los orígenes y las causas de estos efectos de atracción observados en los sujetos vacunados y corresponde a los políticos, responsables de la salud de los ciudadanos de este país, pedir una investigación profunda y pública sobre la composición exacta y real de estas vacunas.

Pincha aquí para despertar