Por Jack Davis – westernjournal.com

El gobernador de Texas, Greg Abbott, dijo el miércoles que los niños detenidos en un centro de San Antonio para menores que han cruzado la frontera ilegalmente están siendo abusados sexualmente, según reportes recibidos por agencias estatales.

Abbott dijo que el miércoles se enviaron cuatro acusaciones separadas al Departamento de Salud y Servicios Sociales federal y al Departamento de Servicios Familiares y de Protección de Texas, según Fox News.

Las denuncias alegaban que cuatro tipos distintos de maltrato de menores se estaban ocurriendo en el Coliseo Freeman, uno de los lugares donde se alberga a los niños debido a que las instalaciones fronterizas no tienen la capacidad suficiente para lidiar con la avalancha de menores no acompañados que cruzan la frontera.

Lea también: Imágenes exclusivas de inmigrantes ilegales cruzando la frontera de Texas, había al menos 700 niños solos

Funcionarios federales dijeron que el sitio albergaba a unos 1.645 menores y que 283 jóvenes que dieron positivo por coronavirus “permanecen en aislamiento médico”, según KENS-TV.

Abbott dijo que la instalación debería cerrarse.

“Esta instalación es una pesadilla para la salud y la seguridad. La administración de Biden ahora preside el abuso de niños. Para poner fin a este abuso, la administración de Biden debe cerrar inmediatamente esta instalación”, dijo el gobernador, según KXAN-TV.

Dijo que cuando la administración de Biden decidió dejar de implementar las políticas de control de inmigración del expresidente Donald Trump, puso en marcha una reacción en cadena que ahora ha incluido el abuso de menores.

“La administración de Biden ha causado esta crisis y en repetidas ocasiones no ha logrado abordarla”, dijo Abbott.

“La administración de Biden abrió las fronteras. La administración no pudo planificar la afluencia de niños a los que invitó a venir. Ahora enfrentan acusaciones de abuso y negligencia infantil despreciables. Esto debe terminar”, dijo.

Abbott dijo que las acusaciones de abuso sexual, personal insuficiente, niños que no comen y adolecentes enfermos de COVID pero que no fueron aislados fueron las alegaciones más graves recibidas.

“Estos problemas son una consecuencia de las políticas de frontera abierta del presidente Biden y la falta de planificación para las consecuencias de esas políticas desastrosas”, dijo.

El gobernador dijo que los niños en las instalaciones deberían ser enviados a instalaciones seguras.

Los cargos serán investigados por el Departamento de Seguridad Pública (DPS, por sus siglas en inglés) de Texas y Los Rangers de Texas, dijo Abbott.

Lea también: Reportes de abuso sexual y desnutrición en una instalación del gobierno para niños migrantes en Estados Unidos [VIDEO]

El Departamento de Servicios Familiares y de Protección de Texas confirmó que se le contactó sobre la instalación, según KSAT-TV.

“El Departamento de Servicios Familiares y de Protección (DFPS) recibió hoy tres reportes separados que alegan abuso y negligencia ocurridos en el Coliseo Freeman, que actualmente alberga a menores no acompañados”, dijo el departamento en un comunicado. “Debido a que esta instalación no tiene licencia del Estado, no tenemos la jurisdicción para investigar, pero la información que recibimos se ha compartido con DPS”.

Según KSAT, la Casa Blanca dijo en un comunicado que la administración de Biden “no vio ninguna base para el llamado del gobernador Abbott de cerrar” el sitio.

Sin embargo, dijo, “sus acusaciones serán examinadas e investigadas por el Departamento de Salud y Servicios Sociales”.

Pincha aquí para despertar