Redacción BLesSegún reveló una nueva encuesta representativa realizada por Just the News Daily con Scott Rasmussen, la mayoría de los estadounidenses rechaza un aumento de impuestos por parte del gobierno del presidente Joe Biden, cualquiera sea el destino de los fondos.

A los encuestados se les dio a elegir entre una variedad de propuestas de políticas a las que se destinaría el posible aumento de impuestos. Menos del 20% dijo que aceptaría un aumento de impuestos para combatir el cambio climático. Y solo el 16% apoyaría un aumento para reducir la deuda nacional de los Estados Unidos.

Quizás el dato más significativo es que más de la mitad de los encuestados, el 52%, “no apoya el aumento de impuestos”, independientemente de cual fuera el destino de los fondos.

Entre la minoría que estaría dispuesta a aceptar un aumento en el pago de impuestos, el 28% dijo que estaría de acuerdo en pagar si el destino fuera para invertir en infraestructura como la reconstrucción de carreteras, puentes y puertos.

La encuesta ha sido realizada entre el 11 y el 13 de marzo, tras la noticia oficial de que la administración Biden está considerando imponer un gran aumento de impuestos que afectará a millones de trabajadores estadounidenses.

Tal como fue anunciado por los críticos de políticas liberales, el excesivo gasto público de la administración Biden, debido a un despilfarro desmedido de los impuestos de los contribuyentes, lleva a que la administración Biden esté planeando un histórico aumento en los impuestos federales que impactará sobre toda la población

Le recomendamos:

[embedded content]

El presidente Joe Biden está planeando el primer aumento importante de impuestos federales desde 1993, acorralado por el aumento del gasto público y pensando en el programa económico a largo plazo diseñado como seguimiento de su polémico proyecto de ley de ayuda pandémica de 1,9 billones de dólares, según informaron personas familiarizadas con el asunto.

A diferencia de la ley de estímulo para combatir los efectos de la pandemia por el virus PCCh recientemente aprobada, la próxima iniciativa, que se espera que sea aún mayor, no dependerá solo de la deuda pública como fuente de financiación y por este motivo planean aumentar los ingresos fiscales imponiendo una mayor presión impositiva sobre los contribuyentes.

Según las fuentes reportadas, la administración Biden estaría preparando un paquete de medidas que podrían incluir tanto un gran aumento en la tasa del impuesto corporativo como en la tasa individual para personas con altos ingresos.

Lo que empeora la situación es que luego de que Biden prometió como candidato que solo aumentaría impuestos a quienes obtengan ingresos superiores a los 400.000 dólares, la Casa Blanca anunció recientemente que incluirá también a quienes reciban desde la mitad de esa cifra, informó el New York Post del 18 de marzo.

Por su parte, la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, dijo que habrá tasas de impuestos más altas, y que el paquete en preparación incluye aumentos para las sociedades y las personas, de acuerdo con Bloomberg.  

Así, las sociedades experimentarán un incremento del 30%, del 21% al 28%, y se reducirán las preferencias fiscales para las sociedades de responsabilidad limitada o las asociaciones. 

Para muchos analistas estas políticas destinadas a generar grandes aumentos impositivos tienen como objetivo ampliar el poder gubernamental para imponer más fácilmente desde el gobierno la agenda globalista de izquierda.

Andrés Vacca– BLes.com

 
Pincha aquí para despertar