El gobierno socialdemócrata de Suecia dio subsidios a por lo menos 45 terroristas del ISIS que vivían en el país como refugiados. Un impactante escándalo azotó al país tras la investigación de un diario sueco que reveló que el gobierno dio subsidios y becas a 45 terroristas musulmanes que vivían en Suecia y son miembros de ISIS.

El diario sueco Expressen reveló esta semana un impactante escándalo que envuelve al gobierno sueco en la financiación indirecta del terrorismo mediante subsidios y becas a 45 terroristas musulmanes que vivían en el país y se habían enlistado a la organización terrorista ISIS (Estado Islámico).

En la investigación, se detalla que las multitudinarias ayudas económicas que el gobierno les destinaba a los 45 musulmanes por ser refugiados eran desviadas hacia el financiamiento de viajes de los terroristas a Siria, donde más fuerte es el Estado Islámico, presuntamente para entrenar, planificar atentados y acciones terroristas.

Suecia es un país azotado por la inmigración masiva de musulmanes, permitida en gran parte por la agenda ultra-progresista y globalista del Partido Socialdemócrata Sueco. El gobierno destina una inmensa cantidad de dinero en distribuir subvenciones, sobre todo a los refugiados de Medio Oriente y África, quiénes lejos de integrarse a la sociedad o adaptarse a Occidente terminan imponiendo su cultura y formas de vida a los barrios del país.

Uno de estos casos, revelado en el informe de Expressen, ha sido el de Michael Skramo, quién gracias a las ayudas económicas de las autoridades suecas logró contactar y convertirse en miembro activo del Estado Islámico.

Otro caso de suma relevancia es el de Idris Cheway, un musulmán estudiante de economía quién contactó a Skramo y siguió sus pasos. Cheway, logró obtener de las arcas del Estado sueco la increíble suma de 42.470 coronas suecas, el equivalente a 425 mil pesos argentinos o 5 mil dólares estadounidenses

Con esta importante cantidad de dinero, el terrorista le mintió en la cara al Gobierno y prometió usarlo para un viaje a Egipto y un curso de 4 meses y medio de idioma árabe en un instituto egipcio. En cambio, viajó a Siria para integrarse al ISIS y convertirse en un soldado del yihad.

Por otro lado, Charlotta Hansen, encargada de la administración de la Comisión Central de Ayuda Económica a los Estudios (CSN), dio un comunicado expresando la gravedad y seriedad del asunto y afirmó que se tomarán medidas para evitar que vuelva a suceder algo así. Sin embargo, rectificó que seguirá manteniendo el “generoso sistema de apoyo del que estamos muy orgullosos”.

Según el informe de Expressen, el Colegio Nacional de Defensa Sueco logró identificar en 2017 parte del mecanismo utilizado por los terroristas que viajaban a Siria, que consiste en dejarle su correo electrónico, redes sociales y probablemente un celular a una persona de confianza para que le maneje todos los aspectos de la vida y que dé la apariencia de que aún siguen en Suecia.

Hasta el momento, tan solo 45 personas han sido identificadas como terroristas que se han aprovechado de los planes sociales del Gobierno socialdemócrata y han engañado al tan generoso Estado de bienestar que le está comenzando a fallar al país.

Pincha aquí para despertar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí